viernes, 28 de noviembre de 2008

F.M.

Una terrible plaga se propaga ferozmente por la ciudad. Niños, jóvenes y viejos caen contagiados inevitablemente y el pánico aumenta a la misma velocidad a la que se mueve la epidemia. La terrible enfermedad borra momentáneamente la capacidad de discernimiento, involuciona la especie a su ser más básico y genera movimientos casi epilépticos en los contaminados. Cuando está a punto de contagiarse, Mauricio Duque cambia la emisora y pone un disco del gran Rubén Blades.

13 comentarios:

female dijo...

Cualquier disco suena como una solución, gracias por prestarme tu vida. si te delatas más puedo dejar de inventar un Esteban que ya existe.

un abrazo, que seas muy feliz

Martín Franco dijo...

Siempre es bueno voltear la cara...

yacasinosoynadie dijo...

un personaje mio hubiera puesto Where is My Mind de Pixies... Pero supongo que el tuyo hubiera terminado de enloquecer... Buen cuento Esteban... ya anda un cuento por ahi.

Mauricio Duque Arrubla dijo...

Esteban mil gracias, qué bonito que sea precisamente Blades

Mauricio Duque Arrubla dijo...

¿Podemos ponerle nombre a la plaga? Hay varias posibilidades pero viene a mi mente un nombre que empieza or Reg y termina en ton...

Esteban Dublín dijo...

Female, ya me delaté bastante. Te agradezco mucho por los miniensayos.

Martín, estoy de acuerdo. Sobre todo cuando se trata de la música del FM.

Jorge, cada uno pone su canción en medio del ruido.

Ahhhhhhhh, jueputa, Mauricio, fífaje que así había escrito el cuento originalmente. Decía: Cuando Mauricio Duque está a punto de contafiarse del reggaeton, cambia la emisora y pone un disco del gran Rubén Blades. Pero luego dije, ah, es como muy evidente y el ruido está en general por todo el FM. Si quieres te lo dejo así. O si quieres te lo ajusto.

JOHAN BUSH WALLS dijo...

Humilde opinión: Sugiero que se quede como plaga, así cada lector lo asociará al tipo de música que le desagrada, por ejemplo, para mi le dio igual, porque no me gusta Rubén Blades.

Salú pue

Ana dijo...

Y bueno a mí se me acurrió que estaba oyendo a "Julito", pero él y el reggaetón son igualmente QUITABLES...

Esteban Dublín dijo...

Respeto tu opinión, Johan, pero recuerda que el cuentito le pertenece a Maurico. De hecho, ¿por qué no has pedido el tuyo?

Jajajajajajaj. Muy bueno, Ana. A mí, para ser sincero, Julito me parece quitable por dos cosas. Primero, por prepotente y segundo, y mucho más importante, por Uribista.

Pupila dijo...

Me gustó este final.

Esteban Dublín dijo...

Muchas gracias, Pupila. Vuelve más seguido. Tú también puedes tener tu propio cuentito si así lo quieres.

Hector Herrera dijo...

Puede pasar un día cualquiera!

Esteban Dublín dijo...

De hecho, Héctor, pasa hoy en día. La plaga está propagándose a niveles insospechados.