lunes, 5 de abril de 2010

Igualdad de condiciones

“Quiero una pelea limpia, señores, así que venga para acá esa honda, muchachito. Y usted, Goliat, deje de reírse”.

19 comentarios:

No Comments dijo...

Muy gracioso este cuentito, jeje
Me reí mucho con el muchachito...

Un saludo indio

Alís dijo...

Los árbitros no son ninguna garantía... De hecho, cambiarían toda la historia.

Saludos

Angela María dijo...

jajaja,muy gracioso el cuento.
Este esta en tu cuenta regresiva.

Saludos

Baizabal dijo...

Muy bueno, ya lo había leído en Químicamente impuro. Qué forma de darle la vuelta al mito bíblico.

Baizabal dijo...

Bueno, era en Ráfagas y parpadeos

Víctor dijo...

Muy bueno. Me encantan lo bíblicos. Y más, cuando no me lo espero.

Un abrazo.

Valery dijo...

Jjaja muy bueno para un lunes por la mañana, me alegraste el día.

Quimera dijo...

Que barbaridad!
Muy bueno Esteban

josé manuel ortiz soto dijo...

Y pudo ser peor: una venda en los ojos y una mano amarrada. Saludos.

Deivi E. dijo...

Muy apropiado por esta semana santa.

manuespada dijo...

Es curioso, pero siempre he pensado que esa pelea no fue limpia, porque David usó un arma, por muy grande que fuera Goliat. Muy acertado.

Claudia Sánchez dijo...

Espectacular Esteban! La Biblia deja mucha tela que cortar. Pero hay que saber hacerlo. Me encantó!

Saludos cortitos.

Ananda Nilayán dijo...

No te digo!!!! jajajajaja
Muy bueno, Esteban, así se escribe tambien la historia.

Esteban Dublín dijo...

NC, qué bueno que te alegre. Saludos dubliners.

Alís, he puesto un árbitro como recurso literario para darle la vuelta de tuerca a la historia conocida. Saludos.

Ángela, así es. Ráfagas y Parpadeos tuvo la primicia de este micro.

Baizabal, me alegra que te haya gustado.

Víctor, es que con la biblia hay tanto para decir...

Esteban Dublín dijo...

Valery, ¿me creerías si te digo que el lunes es para mí el mejor día de la semana? Besos.

Quimera, barbaridad la de David, por ventajoso. Jajajaja.

José Manuel, siempre pensé que el pobre Goliat estaba en desventaja. No se trataba de su tamaño, sino de su herramienta.

Deivi, aunque ya pasó Semana Santa, ¿no?

Manu, creo exactamente lo mismo que tú, como le dije a José Manuel. Qué bueno que te haya gustado.

Claudia, así es. Con la biblia se puede decir mucho. Abrazos extensos.

Ananda, historia es historia. Esto es pura paja. Un beso.

Claudia Sánchez dijo...

Y ya que estamos de abrazos, otro grande por la mención en Minificciones. Excelente texto Esteban!
Saludos!

Esteban Dublín dijo...

Claudia, muchas gracias. Tengo fe en ese texto. Compito con otros muy buenos, pero espero recibir una buena noticia. Un beso grande.

josé manuel ortiz soto dijo...

Esteban: felicidades por...
ya te daràn la noticia.
Saludos.

Esteban Dublín dijo...

Lo sé, José Manuel. Te agradezco mucho.